martes, agosto 01, 2006

Miramos...

Miramos por la ventanilla de la guagua sin poder evitar ir más allá de ese cristal vacío e insulso, sin poder evitar atravesarlo y saltar al vacío.
Miramos por la ventanilla de esa guagua y el mundo parece haber cambiado de color, pero... ¿de qué color?
Miramos por esa ventana y el mundo allá afuera está estático, detenido en un segundo, observado por nosotros, que miramos sin sentido a través de ese cristal.
Miramos, y me pregunto por qué lo hacemos, me pregunto qué pretendo encontrar allá afuera, qué pretendo encontrar en ese paisaje que responda los interrogantes de mi vida.
Miramos, y me pregunto por qué miras, me pregunto qué pretendes encontrar allá afuera, qué intentas descubrir entre los árboles, me pregunto si realmente estarás mirando...
Miramos, aunque no sé si las mismas cosas, miramos aunque no sé si el mismo mundo, miramos, pero no sé si con los mismos ojos, miramos, quizás, por el simple hecho de mirar.
Miramos, y vuelvo a cansarme de mirar, es precioso, sí, pero no me dice nada nuevo, aquí, al otro lado de la ventanilla, las cosas siguen igual que antes de que empezaramos a mirar.
Miramos, y de repente tú dejas de mirar, quizás nunca miraste, quizás también te has cansado de mirar.
Y ahora desde este lado de esa ventanilla, nadie mira ya.

6 comentarios:

Retrato de Dorian Gray mar. ago. 01, 07:51:00 p. m.  

¡Lo que me sabe a silencio esta mirada! No hay como abrir los ojos, para percibir esos intervalos en los que el sonido nos da un respiro, en los que no existe nada que imagine nuestra cabeza. Y lo mejor de todo es que siempre hay alguien mirando, siempre hay un lugar imaginado que espiar desde el otro lado de la ventana.

Raist mar. ago. 01, 08:04:00 p. m.  

Y mirando se pasa la vida, y quizá por tanto mirarla no la saboreamos...

darkblue7 mié. ago. 02, 12:52:00 p. m.  

Mirar es un juego diferente al que noe stamos muy acostumbrados.
Mirar es un placer en sí mismo.
Pero es cierto... después de mirar hay que jugar a otras cosas.

Cascabel jue. ago. 03, 12:24:00 a. m.  

Leyéndote recordé una de las últimas veces que viajé en bus, delante de mí había una señora con su hijo de unos 4 años. Éste último no dejaba de incorporarse en el asiento para mirar por la ventana con los ojos abiertos como platos y su madre ya un poco atacada de los nervios le dijo, "¿¿pero se puede saber qué miras si no hay nada??" Y el niño respondió muy serio "quiero ver mundo"

Creo que eso es lo que buscamos cuando miramos por la ventana, vislumbrar algo cercano de aquello que nos es ajeno, imaginar otras vidas, en otras casas, bajo otros techos. Otros atardeceres, con miradas distintas, con guisos de sabores nuevos...Simplemente eso, buscamos todo...queremos ver mundo y quizás también que el mundo nos devuelva la mirada aunque sólo sea por un instante.

Angus Scrimm mié. ago. 09, 08:20:00 a. m.  
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Angus Scrimm mié. ago. 09, 08:21:00 a. m.  

El bus es uno de los lugares donde uno piensa mejor, el tintineo del auto, el ronroneo que provocan las personas en sus conversaciones rutinarias, la tranquilidad del que no se puede impacientar ya que no domina el tiempo en ese mausoleo comunista que es el bus.
Cuando no se puede hacer otra cosa que mirar el paisaje es facil observarlo buscando respuestas en el.

Son tiempos difíciles para los soñadores...
Creative Commons License

Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

Alnitak no se responsabiliza de las opiniones y comentarios vertidos por los usuarios. Cualquier sugerencia será bien recibida.


Ellos me contaron que...

Followers

  ©Template by Dicas Blogger.